Fue una vez, en un sueño

No sé quién eres tú, pero sé perfectamente quién soy yo: el rescoldo frío de unas llamas que una eternidad hace que se apagaron. Unos copos de nieve de enero que caen en tierra yerta. Se deshacen y son olvidados por quienes jamas los han visto.

Fue una vez, en un sueño, que fui feliz, que el sol no me producía asco y las nubes traían vida y no nostalgia. Porque yo amé y fui amado. No siempre tuve el corazón de piedra ni jugué a ser el antagonista de toda historia. Una vez, en un sueño, yo fui uno de vosotros. Tan alegre y enamorado del mundo, de la vida... de... tu nombre produce grietas en mi piedra, eres impronunciable.

Una vez, marzo olía a tierra mojada y el ocaso de un mes de abril sonaba como mil campanas repicando a la vez. Y los noches frías no existían, ni las mañanas automáticas, ni las tardes cansadas. Sólo existías tú, existíamos los dos.

Pero dejé de ser uno de vosotros y me convertí en un villano que desea el mal, que usa su magia para clavar espinas envenenadas en lo más profundo de vuestras conciencias y vuestros corazones latentes. Soy así porque una vez amé y fui uno de vosotros. Eres libre de rechazarme como todos, de buscar la manera de darme una y otra vez la espalda cuando lo único que deseo es comprensión y quizás esa mano amiga que, cuando has caído, te ayude a levantarte. Pero elegisteis encasillarme...

Los antagonistas solo existen porque existen los agonistas, soy porque vosotros me habéis creado para el rechazo, para recordaros el valor de las pequeñas cosas de la vida. No me culpéis entonces de ser como soy. Soy vuestro propio reflejo.

Pero todo es en vano. Soy la desesperación, la muerte, el miedo, el asco, el hastío, el reverso tenebroso de vosotros mismos que os esforzáis por esconder una y otra vez. Pero estoy ahi.

Los años pasarán y todo lo que tenéis se deshará como humo atrapado entre los dedos. Y, como yo, miraréis atrás y os preguntaréis cómo habéis llegado hasta ahí sin sentirlo. La respuesta que encontraréis es que, como yo, "fuisteis"... una vez... hace largo tiempo... en un sueño.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Comienza la Navidad

Ellos se van, tú te quedas

"A la vida bona"